Las 8 cosas más importantes antes de imprimir en 3D

Tienes que tener en cuenta las cosas más importantes antes de empezar a imprimir con tu impresora 3D, comprobando factores para configurar tu espacio de trabajo, la impresora 3D y sus componentes como filamentos o accesorios utilizados.

Una vez superado el primer paso de tener la impresora 3D en tu casa, ahora nos tenemos que disponer a montarla. En el caso de que sea una impresora 3D en kit o preensamblada, seguiremos los pasos de de montaje, tal y como nos indica la guía rápida. Finalizado este paso, nos vamos a centrar en preparar el espacio de trabajo para tu nueva máquina de fabricación aditiva.

Antes de comenzar

No dejes tu impresora 3D en cualquier lugar

Una de las cosas más importantes antes de imprimir en 3D, es elegir una ubicación óptima para tu impresora 3D es algo muy importante a la hora de trabajar. Se recomienda tenerla en zonas de trabajo  donde haya un buen equilibrio entre seguridad, máquina y usuario, donde se asegure una buena calidad de trabajo y una buena conservación del estado de la impresora 3D a la vez que una buena ventilación, ya que si imprimimos materiales más técnicos es recomendable hacerlo en un ambiente más abierto.

Los lugares más recomendables para ubicar las impresoras 3D podría ser un escritorio junto a ti, asegurándote que tienes una toma de corriente en un lugar cercano. Además, de esta manera podrás revisar tus impresiones.

Buen almacenamiento de filamento

Almacenar las bobinas de filamento es algo muy importante para mantener la humedad y evitar que el polvo se apodere de ellas. Si nuestras bobinas adquieren humedad o polvo pueden afectar negativamente a la calidad de nuestras impresiones y también podrían obstruir boquillas. Aunque el filamento PLA o PETG tiene menor riesgo de sufrir humedad o polvo, también pueden verse afectados.

Cambio de material

A la hora de cargar el filamento en tu impresora 3D, esta opción puede ser manual o automática, aunque el filamento siempre lo tendremos que colocar en la entrada del sistema de extrusión manualmente.

Si cambias de material, como por ejemplo de PETG u otro material más técnico  a PLA no olvides pasar un filamento de limpieza, para así evitar que la boquilla se obstruya y se formen atascos.

Prepara la superficie de impresión

Una de las cosas más importantes antes de imprimir en 3D es limpiar bien la cama caliente de restos de impresión. Para limpiar la cama puedes utilizar un limpiador como Flashcohol.

Nivela la cama de tu impresora 3D correctamente. Sin una buena nivelación, el resultado de nuestra impresión no será efectiva y acabaremos frustrándonos con la la máquina. Al calibrar la cama tenemos que tener en cuenta una distancia óptima de 0.1mm entre la boquilla y la cama.

Recuerda nivelar la cama con la temperatura de impresión que vayamos a utilizar. Por ejemplo, si vas a imprimir un filamento PLA, pon la temperatura de PLA.  Para asegurarte de hacer un calibrado real, tienes que limpiar el Nozzle, asegurándote de que no queden restos de filamento en la boquilla. Si la boquilla está sucia al calibrar puede darnos malas mediciones.

Configura y no olvides

 Si la boquilla está demasiado alta, el material puede ser extruido a través de líneas sueltas en lugar de líneas fijadas a la base. En cambio, si la boquilla está demasiado cerca de la cama, verás como las líneas están muy finas y muy pegadas a la base de impresión. Por eso, es altamente recomendable observar las primeras capas de tu objeto 3D para asegurarte de que todo está bien.

Primera-capa-no-pegada

No olvides que la boquilla puede llegar a alcanzar temperaturas por encima de los 180º, y a esta temperatura, si nos despistamos podemos quemarnos o quemar la cama de la impresora 3D.

Comprobar la tensión de las correas y lubricación de husillos

La tensión de las correas de cada eje deben de ser adecuadas ( ni muy tensas ni muy flojas) una tensión media.

Una de las cosas que solemos pasar por alto es la lubricación, aunque debemos tener en cuenta que una impresora 3D necesita lubricación cuando escuchamos ciertos chirridos que antes no hacía. aplicando la lubricación de forma periódica.

Si le damos poco uso: cada 1 o 2 meses, si le damos un uso medio cada mes y si es un uso diario cada dos o tres semanas.

Herramientas para el éxito

Hay herramientas fundamentales para el proceso de impresión 3D. Alicates de corte para cortar el filamento antes de ser insertado en el extrusor de la impresora 3D, útil también para quitar los soportes de las piezas. Una llave si tenemos que cambiar la boquilla o tenemos que desmontar alguna pieza de la impresora 3D. Una tarjeta SD donde vamos a insertar el modelo a imprimir.

También es muy importante tener un kit de limpieza con agujas, pinzas, limpiador del hotend y spray de fijación como podría ser dimafix o 3DLac.

Mantener la limpieza de tu impresora 3D

Ahora que has manejado las cosas más importantes, es prioritario mantener una estación de trabajo limpia y organizada. Siempre que cortamos el filamento, hacemos cambios de bobina o utilizamos accesorios para nuestra impresora podemos dejar todo por medio. Es muy fácil dejar que se acumule una pila de cortes de filamentos, líneas de purga, faldas e impresiones fallidas

Si estás empezando a imprimir no te frustres, porque poco a poco irás adquiriendo nuevos conceptos y también tendrás solución a los errores que puedas cometer. SI queréis que hablemos sobre más parámetros que tengáis dudas u os den problemas para empezar a configurar tu espacio de impresión no olvides dejadlo en comentarios.

2 comentarios de “Las 8 cosas más importantes antes de imprimir en 3D

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *