EOS se ha propuesto fabricar 1.000 impresoras 3D al año en sus nuevas instalaciones.

EOS acaba de reubicar su producción a unas nuevas instalaciones de 9.000 m2, situada cerca de la sede de la empresa en Krailing.

Las nuevas instalaciones tienen el espacio necesario para mejorar sus capacidades de fabricación a escala industrial, satisfaciendo la creciente demanda: EOS cuenta con miles de clientes en todo el mundo, entre los que se encuentran empresas de la industria aeroespacial que utilizan la tecnología de Sinterización Láser Metálica Directa (DMLS) para fabricar piezas de uso final, así como prototipos, por ejemplo.

 

 

Nikolai Zaepernick, vicepresidente senior para Europa Central de EOS, afirmaba lo siguiente :“Nuestra tecnología es la elección correcta para las aplicaciones de fabricación en serie de alta calidad. Instalamos alrededor de 1.000 sistemas en los primeros diez años de nuestra existencia como empresa, número que ha aumentado significativamente, especialmente en los últimos dos años. Ahora tenemos una base instalada de alrededor de 3.000 sistemas en todo el mundo. En los próximos años también esperamos ver una demanda significativa de nuestra tecnología”.

En el marco de la transformación digital, la impresión industrial en 3D es una de las principales fuerzas motrices hacia la fábrica digital del futuro. Tales son las exigencias y los altos estándares de calidad de muchas de las industrias en las que operan los clientes de EOS, el rendimiento de los materiales, procesos y sistemas de la empresa es vital, según la empresa, por lo que  EOS ha decidido apostar por invertir en su capacidad de producción manteniendo sus altos estándares de calidad.

En sus nuevas instalaciones, se ha fijado como objetivo la fabricación de 1.000 impresoras 3D al año.

 

 

EOS es una de las empresas mas prometedores en el ámbito de la impresión 3D industrial, y su modelo está siendo ampliamente aceptado: en definitiva, su maquinaria permite a sus clientes la fabricación en las propias instalaciones de los clientes de productos finalistas preparados para su uso, y no de meros prototipos, como suele ser habitual en el mercado de impresión 3D profesional e industrial, ayudando a reducir el tiempo de comercialización de los productos fabricados.

En una época en la que las acciones de las grandes empresas de impresión 3D como 3dsystems y Stratasys no pasan por su mejor momento, dado que las profecías sobre la adopción masiva de la impresión 3d resultaron ser excesivamente optimistas, es interesante ver que determinadas empresas continúan su expansión y su maduración en el mercado.

EOS siempre se ha orientado a un mercado industrial muy específico, nunca ha tenido la tentación de romancear con las impresoras 3D de escritorio FDM, y quizás por eso se encuentre en una situación mas cómoda que otros actores que sí quisieron subirse al tren de la adopción masiva prometida: por ejemplo, 3Dsystems y sus escarceos con gamas medias de impresoras 3D de escritorio que luego abandonó, y por supuesto, Stratrasys y la compra de Makerbot para tomar posiciones en el mercado doméstico, son buenos ejemplos de ello.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *