KFC da un paso más hacía la bioimpresión 3D

nuggets de pollo 3D

KFC y Bioprinting Solutions están desarrollando carne de pollo cultivada en laboratorios. Esta nueva colaboración forjada entre la cadena de comida rápida y la marca de bioimpresión, 3D Bioprinting Solutions está llevando la impresión 3D a un paso más en su desarrollo tecnológico.

La compañía está desarrollando los primeros nuggets de pollo producidos en un laboratorio donde fabrican la carne a través de impresoras 3D. Pretenden que los nuggets, sean similares en sabor y apariencia al producto original de KFC.

Se espera que de esta manera haya un menor consumo de carne, y que se haga un consumo más responsable y ecofriendly con el planeta. Además de reducir gases al medio ambiente a causa de las granjas de animales.

El objetivo de KFC es crear un “restaurante del futuro” en el que los nuggets bioimpresos sean una realidad. Por ello, se prevé que esté proyecto esté listo para este otoño.

La compañía de comida rápida quiere desarrollar las tecnologías como la bioimpresión 3D, para superar las solucionar los problemas de la industria alimentaria. Y así, encontrar alternativas más ecológicas a la carne tradicional.

“En KFC, estamos monitoreando de cerca todas las últimas tendencias e innovaciones y estamos haciendo todo lo posible para mantenernos al día introduciendo tecnologías avanzadas en nuestras redes de restaurantes”, dijo Raisa Polyakova

Para la marca, los productos de carne desarrollados en un laboratorio son el siguiente paso en el desarrollo de su concepto como “restaurante del futuro”

KFC nuggets 3D

El proceso de Bioimpresión

3D bioprinting Solution, la compañía que se encarga de crear carne de pollo cultivada en un laboratorio. Utilizará células de pollo y material vegetal para generar el producto comestible que imita el sabor y la textura de la carne de pollo, sin tener que matar a ningún pollo.

Cuando los nugget de pollo cultivados en el laboratorio estén listos, KFC proporcionará todos sus ingredientes característicos.

La carne bioimpresa tendrá los mismos microelementos que la carne de pollo tradicional, pero eliminará la necesidad de aditivos que se han convertido en una parte convencional de la cría de animales. 

Los productos de pollo a base de células serán, por lo tanto, “más limpios” y más éticos. Tanto en términos de cuidado de los animales como del medio ambiente.

“Las tecnologías de bioimpresión 3D, inicialmente ampliamente reconocidas en medicina, están ganando popularidad en la actualidad en la producción de alimentos como la carne”, agregó Yusef Khesuani, cofundador y socio gerente de 3D Bioprinting Solutions. 

En el futuro, el desarrollo de tales tecnologías permitirá hacer que los productos cárnicos impresos en 3D sean más accesibles y se acelerará el lanzamiento de productos cárnicos basados ​​en células en el mercado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *